Español

 

      Por lo menos tú tienes a tu mamá.

      Pero solo a mi mamá.

      Pero ¿qué más [quieres]?

Los estudiantes de segundo año Roberto Machado Guzmán (primer interlocutor) y Evelyn Correa Longino (segundo interlocutor) hablan de su vida en Iowa después de venir de Honduras y México, respectivamente. Junto con Doroteo Ortiz Cruz, el grupo se conoció unas semanas después de que empezara el noveno grado-escolar.

“Yo en México tomaba clases de inglés también”, dijo Ortiz Cruz. “Pues con todo lo que sabía empecé a ayudar a mis amigos. … Nos ayudamos entre nosotros.

En cuanto llegaron a los Estados Unidos, notaron las diferencias. Para Correa Longino, fue el sentido del decrecimiento de la oportunidad social. Ortiz Cruz todavía rememora su familia y amigos en México.

“[Mudarme] no fue tan fácil como yo lo esperaba”, dijo Ortiz Cruz. “Allá tuvimos bastantes amistades y todo. Donde vivimos, pues donde fuéramos, teníamos confianza con muchos vecinos”.

“Sí, se extraña mucho las amistades, la familia, pero en veces tiene que arrogarse una vida para un futuro mejor”, dijo Machado Guzmán.

Pues con todo lo que sabía empecé a ayudar a mis amigos. … Nos ayudamos entre nosotros.”

— Doroteo Ortiz Cruz '21

Los estudiantes encontraron costumbres nuevas con respecto a la administración de West.

“Cuando no entras a clase, llaman a tus papás y en México no pasa eso”, dijo Correa Longino. “En México si no fuiste a la clase…”

“Te quedas afuera”, dijo Ortiz Cruz, terminando su frase con una risa.

“… tus papás no se enteran”, dijo Correa Longino.

Machado Guzmán, quien se mudó de Honduras, dice que la tasa de asesinatos per cápita de su país, que es la más elevada del mundo según BBC News, y la delincuencia son las razones por las cuales decidió venir aquí para vivir con su tío.

“A veces digo que es mejor aquí, a veces allá. Son por ciertas cosas, ¿no?” dijo Machado Guzmán.

Este trío, que se apoya entre sí, ha fomentado un grupo en el cual pueden confiar y encontrarse cómodos.

“No me gusta tener amigos o amistades que te hagan ser mala la vida porque te hagan tener problemas”, dijo Ortiz Cruz. “De todo el tiempo que he estado con Roberto y Evelyn nunca he tenido ningún problema”.

Mientras toman caminos separados después de la escuela, su tiempo juntos durante el día les permite mantener parte de su cultura en West.

“Me mandaron una nota hoy de cambiar de escuela a City High. Es por el transporte [de estudiantes] que lo van a cambiar”, dijo Machado Guzmán. “Nos llevamos muy bien en el aspecto que yo no me quiero cambiar por eso. Porque tengo mis propias amistades y que son buenas amistades”.